La Operación Cóndor sigue viva: Descubren el legado del plan represivo de América Latina

Investigadores chilenos revelan detalles de la represión sistemática impulsada por las dictaduras latinoamericanas y orquestada desde Estados Unidos.

1.2K91

El centro de Santiago de Chile encubre uno de los lugares más emblemáticos del plan de represión de las dictaduras vigentes en América Latina en la década de los 70 y principios de los 80. Se trata del inmueble que hoy aloja al Liceo Miguel Cervantes y en el que, hace 40 años, se mantuvo la reunión que dio nacimiento a la Operación Cóndor.

Allí, los servicios de Inteligencia de los sistemas represivos, coordinados por EE.UU. se reunieron convocados por Manuel Contreras, entonces militar y jefe de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) durante la dictadura de Augusto Pinochet (1974-1990), para organizar su “guerra subversiva”. “Los tres países más activos fueron Chile, Argentina y Uruguay, y Contreras tuvo un rol importante”, comenta la profesora e investigadora de la Long Island University, Patrice McSherry, en una producción publicada por el portal El Ciudadano.

Muchos de los detalles de lo sucedido en el actual Liceo se conocieron a raíz de la desclasificación de documentos llevada a cabo por el Gobierno de EE.UU., que sacó a luz el protagonismo de la CIA durante el plan Cóndor. “Cuando Bill Clinton era presidente desclasificó muchos documentos. La CIA y EE.UU. sabían mucho, hay documentos que mencionan el Cóndor”, agrega McSherry. En este sentido, el historiador Cristian Gutiérrez explica que entre los entes represivos de cada país se enviaban “información encriptada” para pedir datos “sobre guerrilleros”.

Esta forma de operar, aseguran, no pasaba desapercibida para el Gobierno estadounidense. De hecho, según McSherry, en su “base militar más importante había un centro de telecomunicaciones muy avanzado” que “puso a disposición del plan Cóndor”.

El portal destaca que este edificio de oscuro pasado en el que se orquestó la represión se haya convertido hoy en un lugar de “derechos humanos y de memoria” para las nueva generaciones. Sin embargo, Gutiérrez considera que el aparato represivo aún sigue intacto en la región: “Tenemos un Guantánamo que a gritos nos dice ‘somos una cárcel que funciona sin reglas, sin estado de derecho, nos torturan cuando quieren, nos interrogan cuando quieren, nos asesinan si quieren’. ¿Cóndor desapareció? Diría que no”.

“LA CIA EN LA SOMBRA” PROMETE UN 2016 AGITADO

La agencia de inteligencia geoestratégica Stratfor, conocida como ‘la CIA en la sombra’, publicó un informe que pronostica la conservación de las mayores tendencias de 2015 en el año entrante.

Entre las principales enumera la continuación de la confrontación entre Rusia y Occidente, la lucha contra Daesh (autodenominado Estado Islámico) y otras organizaciones terroristas, los bajos precios de petróleo, la crisis en las economías basadas en materias primas y la pérdida de interés por la integración en la UE.

“El 2016 se está perfilando como un año de perturbaciones para la mayor parte del mundo”, dice la agencia en su informe.

Gran enfrentamiento

“El enfrentamiento entra Rusia y Occidente ha sido central para la formación del sistema global durante los últimos dos años. Stratfor espera que continúe en 2016, pero los niveles de conflicto y cooperación potencial crecerán y decrecerán dependiendo de la situación”, revela el documento.

La agencia añade que Moscú y Occidente pueden cooperar, por ejemplo, en la lucha contra Daesh, grupo terrorista proscrito en Rusia y varios países más.Sin embargo, no significa que los países occidentales tomen en cuenta las preocupaciones rusas sobre su actividad en el espacio de la antigua URSS.

“EEUU deseará negociar cuestiones tácticas, pero se negará a vincular la operación antiterrorista con un debate más amplio sobre la estrategia”, opina Stratfor.

El informe también indica que “EEUU y la UE mantendrán —casi al 100 por cien- sus sanciones contra Rusia este año”.

En estas condiciones Rusia y Occidente “continuarán organizando ejercicios militares y acumulando armamento en zonas fronterizas de Europa”.

Tema: OTAN incrementa su presencia en Europa

Sin embargo, pronostica la agencia, “no habrá conflicto militar directo entre Rusia y las fuerzas de la OTAN, pero ambos bandos desarrollarán sus capacidades de disuasión y apoyarán sus alianzas con aras de garantizar la seguridad”.

La derrota de Daesh tendrá que esperar

A juicio de los analistas de Stratfor, en 2016 la comunidad internacional intensificará sus esfuerzos en la lucha contra Daesh, pero la victoria final no se producirá el año que viene.

“El núcleo del Estado Islámico resultará dañado, pero el grupo no se erradicará este año”, recalca el informe.Además, los especialistas opinan que a causa del debilitamiento de Daesh sus líderes llamarán a perpetrar más atentados en Occidente y Oriente Próximo.

Rusia seguirá teniendo un papel en la lucha contra el terrorismo internacional, algo que no gustará a todos.

Al referirse a la situación en Siria, los expertos afirman que “el rol ruso en el país minará en mayor medida sus relaciones con Turquía… Estos dos países impondrán restricciones y aplazarán proyectos conjuntos en el ámbito energético”.

Tema: Lucha contra el Estado Islámico

Asimismo los analistas subrayan que Rusia y Turquía “también competirán por la influencia en el Cáucaso, sobre todo en Azerbaiyán”.

Turquía, un puente destruido

Turquía, que según la agencia, debe ser puente entre Oriente y Occidente, ocupa una parte considerable del informe.

“Turquía será el actor más crucial en el que habrá que fijarse”, menciona el documento.Según los especialistas, la jefatura turca cumplirá con más insistencia con sus planes de convertirse en el único líder de la región.

“Aunque Ankara está afrontando varios obstáculos, el Gobierno, más seguro políticamente bajo el liderazgo del presidente Recep Tayyip Erdogan, se comportará de manera mucho más resoluta fuera de las fronteras turcas este año”, comunican.

En particular, pronostican que Ankara empezará una operación militar en Siria y fortalecerá su presencia militar en Irak teniendo a Rusia como obstáculo principal para realizar estos planes.

Lea más: 2015, Turquía y Rusia, traición y castigo

“Rusia tratará de torpedear los planes militares de Turquía al incrementar su presencia en Siria, lo que significa principalmente un uso ulterior de la aviación en el norte de Siria”, declara Stratfor.

Donbás conjelado

La opinión de los analistas de la agencia sobre la situación en el este de Ucrania coincide con la de otros expertos que hablan de la congelación del conflicto.

“Es probable que la guerra en el este de Ucrania se convierta en un conflicto congelado a largo plazo”, dice el informe.A juicio de los especialistas, las acciones bélicas en la región serán menos intensas que en 2015, pero es imposible evitar refriegas puntuales.

Explican que “el protocolo de Minsk seguirá siendo la columna vertebral para las negociaciones diplomáticas, pero Rusia y los separatistas interpretan los componentes políticos de los acuerdos de Minsk de una manera diferente que Ucrania y Occidente y estas diferencias impedirán alcanzar un acuerdo político y militar más amplio en 2016″.

Viraje derecho de Europa

Stratfor opina que los acontecimientos en Oriente Próximo y la crisis migratoria que causan cambiarán la situación política en Europa.

“El control fronterizo y los llamados a recobrar la identidad nacional diluirán el principio de la UE sobre la libre circulación de personas. Las fronteras cerradas crearán un cuello de botella de migrantes en el oeste de Balcanes, una región que ya está repleta de tensiones étnicas y religiosas”, indica el documento.Sin embargo, continúa, “los acontecimientos clave en Europa en 2016 se centrarán en Francia y Alemania, que son los dos pilares de la UE”.

Explica que “ambos países se prepararán para las elecciones de 2017 y ambos están inclinándose hacia una vertiente más nacionalista y euroescéptica”.

Otro problema clave para Europa es una posible salida del Reino Unido de la UE: el país acogerá en 2016 o a principios de 2017 el referendo correspondiente.

Tema: Posible salida de Gran Bretaña de la UE

Y aunque lo más probable es que Londres permanezca en la unión, tras obtener algunas preferencias, el caso iniciará una reacción de cadena: otros países también desearán más poder, lo que al final amenazará con reducir a la nada la integración.

Mal año para el petróleo

Para la economía global el año que viene también amanece agitado.

Según Stratfor, en particular, continuará el periodo de precios bajos de petróleo.El regreso de Irán a los mercados del crudo será importante, así como el rechazo de Arabia Saudí a revisar los volúmenes de la extracción de petróleo.

Todas estas circunstancias afectarán a Moscú: “por necesidad, Rusia será más flexible con los contratos energéticos con Occidente en 2016 y tratará de incrementar los lazos energéticos con Oriente al dar prioridad a proyectos de construcción de tuberías regionales”.

¿Será aún peor?

El informe de Stratfor ofrece “un consuelo” dudoso para los decepcionados del año 2016: probablemente no sea el más difícil.

“Los eventos decisivos de 2016 aumentarán los temores en todo el mundo provocando un 2017 aún más turbulento probablemente”, advierte la agencia.Por eso los analistas llaman a recordar que muchos sucesos están vinculados.

“La confrontación entre EEUU y Rusia, el nacionalismo que aumenta en Europa, el resurgimiento de Turquía y otras corrientes geopolíticas se relacionarán y se alimentarán las unas de las otras”, comunican los analistas

Lea más en http://mundo.sputniknews.com/mundo/20151229/1055344612/stratfor-pronostico-2016.html#ixzz3vmjc0k9h

¿Cómo EEUU derroca a los gobiernos que se le oponen?

  • ¿Cómo EEUU derroca a los gobiernos que se le oponen?

    ¿Cómo EEUU derroca a los gobiernos que se le oponen?

Después de la II Guerra Mundial cuando EE.UU. se presentó como superpotencia en el mundo, se atribuyó el financiamiento de grupos opositores en diferentes países y sus planes de derrocar a los gobiernos opuestos a sus políticas.

En el siguiente artículo pretendemos analizar las tácticas de EEUU en este sentido, además de estudiar el rol de las embajadas de ese país para promover sus políticas injerencistas.

EEUU y su lema de defender la democracia

El hecho de que EEUU, por un lado, con sus planes, está destruyendo la democracia en el mundo y por el otro, pretende defenderla, ha sido una realidad amarga en la historia contemporánea.

En este sentido, el Premio Nobel de Literatura en 2005, Harold Pinter, afirma: “EEUU ha manipulado de forma inteligente las ecuaciones internacionales del poder y al mismo tiempo aparenta que se esfuerza por mejorar el mundo. Esto significa una exitosa e inteligente hipnosis al mundo, aunque es hostil, insultante y cruel”.

Washington, con estas estrategias que ha adoptado en otros países que mencionaremos a continuación, ha demostrado que apoya solo a la democracia que le conviene y de lo contrario recurre a todo lo posible para obstruirla.

En este contexto, hay que decir que EEUU en sus planes intervencionistas en otros países siempre aboga por evitar una confrontación directa y normalmente recurre a  guerras subsidiarias, al apoyo a las fuerzas opositoras, a golpes de estado, entre otras medidas. Cuando estas opciones no tienen resultado alguno, el país será el blanco de la operación militar directa de la Casa Blanca.

Prueba de esto, es cuando EEUU fracasó en llevar a cabo un golpe de Estado contra el dictador iraquí, Saddam Husein, en 1996, y el régimen iraquí se percató del plan. Washington no tuvo otra opción que lanzar un ataque directo al país árabe.

Métodos para derrocar a gobiernos

EEUU desde 1953 hasta hoy, ha adoptado una serie de medidas para derrocar a aquellos gobiernos que se le oponen:

  • Crear y apoyar a las fuerzas opositoras 

En  la primera fase de sus medidas, recurre a prestar apoyos financieros a los partidos opositores, asociaciones estudiantiles y a los medios opositores para lanzar campañas antigubernamentales.

Por ejemplo, para impedir la llegada a la presidencia de Salvador Allende en Chile, en la década de 60, recurrió a esta misma medida. Fracasaron en las elecciones de 1958 y el gobierno de John Fitzgerald Kennedy envió un equipo formado por 100 agentes de la Agencia Central de Inteligencia, CIA, y de la Secretaría de Estado al país suramericano para cambiar el resultado de las elecciones de 1964.

Dado que Allende era socialista y que podría alinearse a la Unión Soviética, el equipo estadounidense, lanzó la Campaña  “Terror Rojo” que contemplaba imágenes de disparos al pueblo en la Unión Soviética, entre otros programas para atemorizantes. Es así, que  Eduardo Feri ganó las elecciones de 1964 contando  incluso con los votos de las mujeres.

El caso más reciente ha sido, el apoyo directo de EEUU a la oposición venezolana mediante la campaña de guerra económica contra el gobierno. Washington que considera al chavismo en Venezuela como una amenaza para sus intereses en la región, decidió apoyar a la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) liderada por Henrique Capriles Radonski para acabar con la gobernación de los socialistas en ese país. En las elecciones legislativas del pasado 6 de diciembre en Venezuela, los resultados respaldaron, tras 17 años, la dominación de la oposición a la Asamblea Nacional.

  • Violentas protestas antigubernamentales 

Esta medida es algo que siempre ha utilizado Washington, pero en la última década constituye una parte primordial de los planes para derrocar a los gobiernos que se le oponen.

También se encuentra en el marco de la primera fase, es decir, apoyar a las fuerzas opositoras. Comienza facilitando dinero  para que organicen protestas antigubernamentales violentas para así presionar  el impulso de  reformas que beneficien los intereses de la oposición que representa a EEUU.

Prueba de esto fueron las protestas antigubernamentales en Ucrania apoyadas y financiadas por EEUU. Después de varios meses de protestas y enormes presiones al gobierno, lograron derrocar a Viktor Yanukovych. A esto se suman las protestas en Tailandia que provocaron la caída del gobierno de Yingluck Shinawatra, así como las protestas en Ecuador, Brasil, Uruguay, Guatemala, entre otros.

No obstante a esta estrategia, no siempre se obtienen los resultados esperados. En este caso, se puede mencionar las protestas postelectorales de 2011 en Irán, cuando una parte de la ciudadanía llenó las calles de la capital, Teherán, y de otras provincias del país bajo el pretexto de  fraude electoral, aun contando con el apoyo de EEUU no tuvo resultado alguno. A esto se puede añadir, las protestas en Venezuela, Bolivia, Hong Kong de China, entre otros.

En este sentido, el doble agente de la CIA en Cuba y Venezuela, Raúl Capote, últimamente puso de relieve el proyecto a largo plazo de EEUU para formar movimientos estudiantiles ultraderechistas en Venezuela. Sus efectos se notaron en las protestas antigubernamentales de los estudiantes venezolanos en Caracas, la capital venezolana.

  • Golpe de Estado

En esta fase, el rol de la agregaduría militar de las embajadas de EEUU es primordial. De hecho, los militares estadounidenses con sus colaboraciones y los lazos que mantienen con militares de alto rango de otros países, eligen a los posibles líderes de golpe. Esta estrategia, durante el mandato del actual presidente estadounidense, Barack Obama, se ha incrementado aún más con la presencia de las fuerzas especiales de EEUU en 134 países del mundo.

Normalmente, los líderes elegidos para promover el golpe son entrenados por la CIA y mientras reciben entrenamiento, las autoridades estadounidenses impulsan sus planes de lanzar protestas antigubernamentales y violentas en sus países, de tal manera que los gobiernos se vean obligados a declarar toque de queda y ahí es donde se puede dar el golpe final. Este plan que se ejecutó en 2002 contra el gobierno del expresidente de Venezuela, Hugo Chávez, cuando los militares venezolanos con el apoyo de los marines estadounidenses dieron el golpe aunque sin éxito.

Sin embargo, no se debe olvidar el rol de los medios de comunicación occidentales en allanar el camino a las políticas imperialistas de EEUU. Cuando Washington quiere poner en marcha un proyecto, incrementa los esfuerzos en convencer a la opinión pública mundial. Ejemplo de esto es la actividad de los medios, produciendo propagandas basadas en que el régimen de Saddam Husein disponía de armas de destrucción masiva, o la necesidad de  luchar contra el terrorismo que amenaza el mundo.

¿Amar a sus enemigos?: “EE.UU. evacúa a los líderes del Estado Islámico del territorio iraquí”

Mientras que los militares iraquíes realizan una ofensiva antiterrorista en Al Anbar, sus supuestos aliados estadounidenses evacúan a los yihadistas de Irak.

Foto ilustrativa

4.7K236

Haidar al-Hosseini al-Ardavi, jefe de las fuerzas armadas de chiitas en Irak dice que la interferencia de EE.UU. provoca demoras en las operaciones de las fuerzas voluntarias contra los terroristas del Estado Islámico. Según informa la agencia Fars, el militar opina que “Washington planea evacuar a los líderes de los terroristas en dirección desconocida”.

El Ejército iraquí y los militantes del frente popular con apoyo de las fuerzas aéreas de la coalición internacional encabezada por EE.UU. llevan a cabo una operación antiterrorista en las ciudades de Ramadi y Faluya, provincia de Al Anbar.

Los yihadistas entraron en la ciudad de Ramadi en mayo y el martes pasado las fuerzas iraquíes empezaron la ofensiva y liberación del territorio. Siguen abriéndose paso a la parte central de Ramadi, que es de importancia estratégica y donde pueden encontrarse centenas de terroristas.

Al mismo tiempo, se informa que unos 2.000 militantes del Estado Islámico y del Frente Al Nusra abandonaron este domingo el sur de Damasco. Las organizaciones terroristas están considerablemente debilitadas tras la operación de las Fuerzas Espaciales rusas en Siria.

Oriente Medio, con sus conflictos internos, amenazas terroristas, alianzas que se rompen y otras que se crean, es una de las regiones más importantes desde el punto de vista de la geopolítica, y una de las más complicadas. La siguiente infografía les ayudará a entender mejor la situación actual de esta parte del mundo.

EEUU pretende desplegar sus fuerzas especiales en el mundo

  • Las fuerzas especiales de EE.UU.

    Las fuerzas especiales de EE.UU.

El Gobierno de EE.UU. pretende aumentar el despliegue de sus fuerzas especiales en todo el mundo.

El diario The New York Times hizo referencia el domingo a la presencia de soldados estadounidenses en Siria, Afganistán y en ciertas partes de África, y señaló que el presidente de EE.UU., Barack Obama, pese a que insiste en el cese de envío de más efectivos allende las fronteras de EE.UU., está desplegando sus fuerzas especiales en otros territorios para “frenar amenazas mundiales”.

“Las fuerzas especiales de EE.UU. están desempeñando un papel cada vez más notorio en las guerras, aunque su misión era poner fin a los conflictos en las zonas donde estaban misionados. Se dirigieron a Siria para combatir al grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe). Unos 300 militares fueron desplegados en Camerún para ayudar al Ejército de este país africano en su lucha contra una banda extremista que declaró su lealtad con el EIIL”, según el diario The New York Times.

“Las fuerzas especiales de EE.UU. están desempeñando un papel cada vez más notorio en las guerras, aunque su misión era poner fin a los conflictos en las zonas donde estaban misionados. Se dirigieron a Siria para combatir al grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe). Unos 300 militares fueron desplegados en Camerún para ayudar al Ejército de este país africano en su lucha contra una banda extremista que declaró su lealtad con el EIIL”, precisó la fuente.

Miembros de las fuerzas especiales de EE.UU. disparan durante un ejercicio militar en Hohenfels, sur de Alemania, 26 de agosto de 2015.

 

A continuación, enfatizó que Obama ha demostrado hace mucho tiempo su intención de utilizar fuerzas especiales como una alternativa en las grandes batallas.

La extensión de los extremistas takfiríes del EIIL desde Irak y Siria hacia algunas zonas de África y Asia, dice el diario, obligó a la Casa Blanca a recurrir a este tipo de fuerzas para acabar con las crisis en diferentes partes del mundo.

De igual forma, sostuvo que el uso de esta fuerza de elite ha alterado el programa de Obama para el repliegue de las tropa estadounidenses de los países donde se encontraban desde hace una década.

Un grupo de soldados estadounidenses durante la ocupación de Irak.

 

En octubre, EE.UU. anunció el despliegue en Siria de hasta 50 uniformados del cuerpo de las fuerzas especiales de su Ejército en calidad de asesores.

Esta decisión llegó días después de los ataques terroristas de París, capital de Francia, reivindicados por el grupo terrorista EIIL, que se saldaron con 132 muertos y más de 350 heridos.

El secretario del Departamento de Defensa (Pentágono), Ashton Carter, reiteró hace semanas que EE.UU. planea ampliar las operaciones de sus fuerzas especiales en Irak y Siria.

Entre tanto, el secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Jens Stoltenberg, anunció su decisión de mantener un año más las 12 000 tropas desplegadas en Afganistán.

En 2001, la OTAN invadió Afganistán bajo el liderazgo de Washington con el pretexto de acabar con el terrorismo y el grupo Talibán, y llegó a desplegar 100 000 soldados en el país asiático.

¿Quién es quién en la guerra contra Daesh?

  • ¿Quién es quién en la guerra contra Daesh?

    ¿Quién es quién en la guerra contra Daesh?

Los medios de comunicación occidentales quieren mostrar que la Coalición Internacional Contra EIIL (Daesh en árabe), es el más efectivo grupo de naciones que combate a los terroristas que operan en Siria e Irak.

Los medios de comunicación occidentales suelen mostrar imágenes, dar a conocer declaraciones y escribir extensas editoriales destinadas a tratar de convencer a la opinión pública de los cinco continentes, que la autodenominada Coalición Internacional de países Contra EIIL (CICD) y liderada por Estados Unidos, es el más efectivo grupo de naciones a la hora de combatir y destruir a las fuerzas y movimientos takfirí que operan en Siria e Irak. Sin embargo, la cruda realidad ha demostrado, que tal objetivo dista mucho de ser una realidad.

UNA COALICIÓN DE PAPEL

La Coalición Internacional Contra Daesh es un grupo heterogéneo, medio centenar de países cuyo accionar es digitado desde Washington y que suma a sus aliados europeos, agrupados en la Organización del Tratado del Atlántico Norte – OTAN – con países  como Francia, Inglaterra y Turquía, que tienen un status de relevancia. A Washington y a la organización militar europea se adiciona Israel,  las Monarquías feudales del Golfo Pérsico – Omán, Baréin, Emiratos Árabes Unidos, Catar, Kuwait,  principalmente, y donde sobresale la Casa al Saud, que a través de la influencia de  su doctrina Wahabita y el incesante apoyo financiero, han sido los grandes responsables del surgimiento, desarrollo y accionar de los grupos salafistas como Daesh, Al-Qaeda y el Frente Al-Nusra. La CICD agrupa así a disímiles países, donde lo esencial ha sido los  ataques aéreos contra las bases terroristas, pero sin llegar a ser mella en su funcionamiento general.

Esa CICD se ha dedicado más bien a realizar algunos raid aéreos, que permitan mostrar imágenes de la destrucción de algunos sitios, aparentemente ocupados por Daesh pero, que en general y así lo han denunciado las autoridades sirias e iraquíes, han ejecutado acciones que destruyen las ciudades y pueblos, la infraestructura vial, industrial y petrolífera justamente de los países agredidos por el terrorismo takfirí. En promedio, según los informes militares entregados por las autoridades estadounidenses la CICD realiza una decena de operaciones aéreas por día contra posiciones de Daesh. Tres cuartas partes de esas operaciones son realizadas por aeronaves de combate estadounidenses y el resto por naves de Jordania, Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudí y muy marginalmente alguna nave francesa – sobre todo después de los atentados de París el 13 de noviembre del 2015 – decidida a mostrar a su opinión pública que estaba dispuesta a combatir el terrorismo que se desató en su capital.

Todo esa operación aérea, de la cual los medios de comunicación y los mandos militares occidentales tanto alardean,  a un costo estimado de 10 millones de dólares diarios, visualiza no sólo la modestia del  compromiso aliado por erradicar a Daesh de Siria e Irak, sino que muestra con claridad que el objetivo no ha sido jamás eliminar a estos grupos terroristas. Al cabo de dos años de operaciones su ineficacia devela el  trasfondo político-estratégico de este aparente fiasco militar: no se quiere dañar a Daesh porque este grupo  es un instrumento, una herramienta del objetivo mayor que tiene Estados Unidos, la OTAN y sus aliados de Oriente Medio en la perspectiva de influir en la correlación de fuerza que podría acaecer tras la hipotética caída del Gobierno sirio.

Efectivamente, el análisis fino de lo que los aliados, agrupados en la CICD pretenden, bajo la política exterior de Obama respecto a que sean otros lo que hagan el trabajo sucio – el Leading From Behind –  es el debilitamiento y cerco de la República Islámica de Irán, restando fuerza a la influencia que este país milenario, a pesar de sanciones y ataques es capaz de tener sobre los países del área. Únase a ello el tratar de concretar un plan, ya fraguado desde aquella lejana operación Tormenta del Desierto del año 1991, que significó invadir Irak a manos de una Coalición internacional liderada por Estados Unidos y cuyos objetivos tampoco fueron los originalmente trazados.

El Leading From behind de Washington y sus socios más cercanos es, básicamente,  el trabajar por implementar un modelo de rediseño geoestratégico para Oriente Medio, que sirva de laboratorio para el Magreb y Asia Central. Este plan implica la fragmentación de Irak en tres zonas bien delimitadas: una zona bajo control Kurdo, una zona de influencia suní y la tercera zona, una región bajo control chiita, con desarrollo de áreas de influencia definidas por Estados Unidos, Francia e Inglaterra, fundamentalmente, dando tajadas menores a Turquía y Arabia Saudita y generando un aparente “campo de protección” a la entidad sionista.

Es por ello que esta CICD es simplemente una Coalición de papel couché, bien adornada, presentada bellamente, ornamentada con palabras de buena crianza, apelando a la libertad de los pueblos , el  combate al terror, la consolidación de la democracia pero con escaso peso específico, destinada a ser, en esencia, un montaje de una operación mayor. La Coalición Internacional Contra Daesh, liderada por Estados Unidos y sus fieles títeres europeos y de Oriente Medio, en su aparente combate contra el takfirismo no ha sido un fracaso, ni es un error, ni un fiasco premeditado. Es, una muy bien planeada operación de largo alcance, con el objetivo ya sostenido de derrocar el gobierno sirio, fragmentar a Irak, debilitar el poder regional de Irán e impedir el avance ruso hacia el sur y el oeste

Occidente y sus aliados practican así ese peligroso doble juego, tan inmoral como suicida, que significa, por ejemplo, que Turquía sea hoy uno de los países por donde transita la mayor cantidad de combatientes extranjeros, que se unen a las filas de Daesh, atravesando para ello la permeable frontera turco-siria, sin que se haya tomado contra Ankara medida alguna de contención o que se haya determinado algún tipo de crítica por violar el derecho internacional, una resolución condenatoria del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) o el establecimiento de sanciones por apoyar el terrorismo. Sin duda, el lucrativo negocio del contrabando del petróleo, robado desde los pozos de Mosul, Baiji, Mayadin, Deir al-Zur o Al-Raqa son un aliciente más que poderoso, para que el gobierno de Erdogan siga apoyando el terrorismo salafista, mientras dedica sus esfuerzos militares a combatir a las fuerzas kurdas o a ocupar militarmente amplias zonas del norte iraquí, en pos de su objetivo político neo-otomano.

IRÁN Y RUSIA EN EL CENTRO DEL COMBATE

Sin embargo, en la misma región, en el mismo escenario de conflicto, otros países, han dado pasos claros en defensa de la sociedad siria e iraquí, que sufren los embates del terrorismo takfirí. La Federación Rusa y la República Islámica de Irán, han derrochado recursos y esfuerzos humanos y materiales por ser efectivamente agentes de contención del terrorismo salafista en Oriente Medio y una labor de combate efectivo, real, concreto, con resultados. Para el trabajo de inteligencia y acoplamiento crearon, junto a los gobiernos sirio e iraquí un centro de información para coordinar la lucha contra el grupo terrorista Daesh – con sede en Bagdad. Recordemos que a fines del mes de septiembre del 2015 Siria, Irak, Irán y Rusia acordaron establecer en la capital iraquí un centro de inteligencia, conformado por  militares de alto rango de las cuatro naciones, con el fin de recolectar y analizar la información proveniente de las zonas en conflicto y que permita así contrarrestar las amenazas de Daesh.

El análisis internacional, incluyendo en ello los provenientes de agencias de inteligencia, de medios de comunicación y los propios políticos occidentales han tenido que reconocer que frente a un panorama donde las fuerzas de la CICD destacan por su planificada inoperancia, los que llevan el  peso de la contienda ya sea en el escenario sirio o iraquí, han sido los milicianos de Hezbolá, los Peshmergas, el Ejército Sirio, la Fuerza de Tarea Quds y las Fuerzas militares que responden al gobierno central de Bagdad. Son ellos los que han logrado recuperar pueblos y ciudades que estaban en manos de Daesh.

El Ministro de Asuntos Exteriores de Siria Al Walid al Moalen ha afirmado en innumerables oportunidades, así como el propio Presidente Sirio Bashar al Assad y su mandos militares, que los ataques aéreos rusos contra posiciones de  Daesh  y otros grupos terroristas en Siria, desde el 30 de septiembre a la fecha,  han sido cinco veces más eficaces que las operaciones internacionales lideradas por Estados Unidos. Por su parte, el presidente Iraquí, Foad Masum ha agradecido a Irán su papel constructivo en el fortalecimiento de la seguridad en Irak y en lo específico su papel en la lucha contra Daesh “cuando el grupo terrorista EIIL – Daesh en árabe – invadió el territorio de Irak el primer país en enviar ayuda militar y humanitaria a la nación iraquí fue la república islámica de irán. Agradecemos la ayuda humanitaria, técnica y los asesoramientos de Teherán a Bagdad en su lucha contra el grupo takfirí Daesh. Somos vecinos y las relaciones entre ambos han sido buenas y los dos países comparten similitudes en los ámbitos históricos y culturales” concluyó Masum

Tanto el gobierno ruso como el iraní han hecho innumerables llamados a la unidad de acción contra Daesh, el Frente al Nusra y otros grupos terroristas de la zona, algunos de ellos sindicados por Estados Unidos y su aliados como “rebeldes moderados” y sujetos, por tanto, a nuevas ayudas financieras y militares, canalizadas a través de Turquía, Arabia Saudita y  la entidad sionista. El gobierno de Teherán ha sostenido permanentemente que la CICD con estas ideas y el tratar a algunos de terroristas y a otros grupos como rebeldes moderados o invitarlos a Riad donde se reunieron más de 60 agrupaciones invitadas por la Casa al Saud y el beneplácito estadounidense,  lo que pretende es incitar las divergencias en la región, con el objeto de sacar provecho y contribuir al logro de sus intereses económicos y en ese plano de crisis es imprescindible la colaboración de todos, si lo que efectivamente se persigue es la paz.

Para el gobierno ruso la CICD “actúa con un enfoque totalmente politizado que contradice el derecho internacional. No estaría mal que la coalición dé a conocer al mundo lo que está haciendo en la región – Siria e Irak – ya que es casi imposible entender dónde los países actúan en el marco de la coalición y dónde en sus propios intereses Francia, el Reino Unido y Alemania, que se han sumado hace poco a los ataques aéreos contra Daesh deberían realizar acciones efectivas que aboguen por una lucha real contra el terrorismo”

En una encuesta llevada a cabo hace pocos días el Consejo Europeo de la revista Estadounidense The Politicowww.politico.com ,  el 53 % de los expertos encuestados calificó de relevante el papel desempeñado por la Federación Rusa y la República Islámica de Irán en el proceso de paz para Siria, así como las acciones tendientes a erradicar a grupos terroristas como Daesh. El sondeo, según informó el portal de noticias Hispantv contó con la participación de 76 diplomáticos y expertos en asuntos de Europa y Estados Unidos, que participaron en la encuesta con la condición de permanecer en el anonimato. Uno de los encuestados catalogó de ineficaces los ataques aéreos contra Daesh, sino se era capaz de coordinar con Rusia e Irán operaciones de mayor envergadura y resultados. Esto lleva a la necesidad de conformar una Coalición internacional contra Daesh que facilite una intervención directa más allá de los ataques aéreos, con tropas terrestres y ocupación de aquellas áreas que estaban en poder de los movimientos terroristas.

Estos llamados han chocado contra una pared, lo mismo que aquellos efectuados desde Moscú, que a través de sus operaciones aéreas, iniciadas tan sólo hace tres meses,  ha tenido resultados positivos, apreciables y que claramente disminuyen la capacidad operativa de Daesh, a diferencia de aquellas operaciones realizadas por la CICD. Lo mismo Teherán que a través de la labor desarrollada por el general de Brigada Qasem Soleimani ha implementado  una política de apoyo a las milicias iraquíes de raíz chiitae incluso cuerpos de voluntarios que combaten a Daesh. En Siria ese apoyo se vislumbra a través de Hezbolá quien recibe apoyo logístico y armas desde Teherán.

En estas últimas semanas, la participación rusa en el conflicto en Siria ha acaparado la atención de los medios de comunicación pero, existe un papel que suele ser desconocido por los medios y que puede ser recogido a través de las declaraciones de políticos iraquíes, sirios e incluso en la lectura ocasional de algunos medios occidentales,  que coinciden en que la reconquista de varias zonas del país árabe que estaban bajo el control de Daesh ha sido gracias a la ayuda táctica brindada por Irán. Con la ayuda de asesores iraníes, se expulsó a Daesh de grandes territorios en el norte y oeste de Irak. El gobierno iraquí no escatima elogios a los esfuerzos que el país persa ha hecho para devolver la estabilidad a Irak. Los integrantes de las fuerzas de la organización Badr son una valiosa ayuda y ha conseguido responder con más rapidez a la amenaza takfirí que otros grupos o el propio Gobierno iraquí, sostienen los políticos locales.

En una crónica anterior donde daba a conocer el relevante papel que cumple Irán en la estabilidad regional sostuve que, efectivamente, la Brigada Badr, Hezbolá, Asaib Ahl Al Haq y la Brigada As Salam de Muqtada al-Sadr Muqtada al Sada, apoyadas por la Fuerza de Tarea Quds de Irán – dirigidas por el general de división Qasem Soleimani, han tenido un papel relevante – incluso en el rescate del piloto ruso abatido en la frontera turco—siria e inicios del mes de diciembre del 2015 – Soleimani es visto por occidente como el hombre capaz de enfrentar las amenazas contra su país con éxito y su mano se ha visto  en las recientes derrotas de Daesh, reconquistando pueblos y ciudades, asegurando la línea del frente de batalla y reforzando al asediado Ejército iraquí, sobre todo en la ruta estratégica de Samarra a Bagdad.

En su momento, el carismático General Soleimani señaló  “Teniendo en cuenta las fuertes derrotas recibidas por Daesh y otros grupos terroristas, estamos seguros de que estos grupos se acercan a su fin la provocación y la organización de la corriente takfirí es la última medida de la hegemonía mundial para dañar la imagen del Islam y avivar el fuego de intrigas y conflictos internos entre los musulmanes”. Occidente ante la presencia rusa y especialmente ante el papel que cumple irán en la lucha contra Daesh le resulta políticamente complejo condenar la presencia de voluntarios iraníes, la presencia de Soleimani o criticar el resurgimiento de milicias chiíes, si los objetivos militares son los mismos que dicen sostener los miembros de la CICD.

La diferencia fundamental radica en que las batallas en el terreno – donde la CICH no tiene presencia alguna – la están dando estos milicianos y no los países que forman parte de la Coalición.  El secretario general de la organización iraquí Badr, Hadi al-Ameri ha señalado que el apoyo de Irán fue el decisivo para impedir la caída de Bagdad a manos de Daesh “reconocemos en esta labor la presencia de fuerzas amigas iraníes al mando del Comandante de las Fuerzas de Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución islámica de Irán, el general Qasem Soleimani , en la lucha contra los takfiríes y las operaciones del ejército iraquí, para reconquistar los territorios los territorios en manos de Daesh”

Con la Federación Rusa en el plano aéreo en territorio sirio, y el papel de apoyo de la República Islámica de Irán a la lucha del Ejército Sirio e iraquí en el plano terrestre,  queda claro quién es quién en materia de combate al terrorismo takfirí. Quién de verdad desea eliminar la plaga del terrorismo salafista y quienes están por que se maquille la conducta terrorista en pos de objetivos hegemónicos, donde el petróleo, el gas, los pasos de oleoductos y gasoductos y los afanes de expansión están jugando un papel esencial.

Hoy más que nunca las palabras del general Soleimani revisten importancia al sostener hace algunos meses en la ciudad de Kerman que la coalición internacional anti-EIIL, liderada por Estados Unidos carece de toda voluntad en la lucha antiterrorista, porque la economía del grupo terrorista se nutre de los pozos de petróleo en Kirkuk – norte de Irak – cuyo crudo es transportado por los petroleros de los países que encabezan la coalición en un contrabando inmoral, que cuenta con pruebas y que explica las razones del papel miserable cumplido por Turquía en la agresión contra Siria e Irak. Mismo petróleo comprado por Israel y Jordania y cuya trazabilidad podría dar luces respecto a su comercialización en el mercado europeo.

Para Soleimani “Daesh es un gran complot contra el mundo islámico y si alguien lo niega habrá negado su lógica y en ese plano el único que le ha plantado cara a Daesh es la República Islámica de Irán”. Nobleza obliga y en ese sentido se ha sumado a la lucha contra el terrorismo la federación Rusa en el plano de apoyo al gobierno sirio a través de presencia militar aérea con operaciones de bombardeo que han ido minado el accionar de Daesh.  Lo que se espera ahora es que a ese trabajo efectivo de combate y destrucción a los grupos salafistas se unan los que llevan predicando largos años, pero cuya práctica ha sido más bien de complicidad.

Francia e Inglaterra han afirmado que quieren avanzar en esa dirección pero, sus declaraciones se han quedado sólo en las buenas intenciones pero,  una mano invisible al parecer  los detiene en esta necesario conformación de una amplia coalición contra el terror, no ´solo por lograr la paz en l región, sino que se requiere para detener la orgia de sangre que ha significado, sólo en l caso sirio la muerte de 280 mil de sus ciudadanos, desde el inicio de la agresión contra el país levantino, 7 millones de desplazados internos y cuatro millones de refugiados, junto  la destrucción de su infraestructura vial, sanitaria y de servicios básicos.

Asesinan a tres investigadores del cáncer canadienses en menos de un mes – See more at: http://www.selectanews.com/2015/12/asesinan-tres-investigadores-del-cancer

Tres médicos canadienses que se encontraban practicando importantes investigaciones para la cura del cáncer, han sido asesinados “casualmente” en menos de un mes.

A la izquierda, el Dr. Christopher David Robert. Derecha, Dr. Mark Ernsting.




El Dr. Christopher David Robert, investigador del cáncer de 50 años y residente en Minnesota, acababa de llegar de una fiesta de Navidad de su trabajo cuando fue encontrado muerto a un lado de la carretera donde residía y tras todos estos días pasados, siguen sin conocerse las causa de la muerte, llegando incluso la propia cadena NBC NEWS a llamar el suceso como “misterioso”.


Dos semanas después de este caso, el Dr. Mark Ernsting, otro investigador del cáncer de 39 años, estaba haciendo su paseo diario en el barrio donde reside, calificado de “seguro” de acuerdo a sus propios vecinos y amigos. “Está bien iluminado, siempre hay gente alrededor. La policía patrulla a menudo la zona. Vivo aquí 15 años y nunca ha sucedido nada como esto”, declaró una vecina.


48 horas después de este suceso, apareció el cadáver de la Doctora Linnea Veinotte, natural de Nueva Escocia, parcialmente descompuesto enterrado en una tumba improvisada cerca de un pequeño camino de tierra en el extremo sur de la isla de Granada, una isla del Caribe tranquila y segura donde había ido a pasar las vacaciones junto a su pareja. De hecho, le comentó a su familia que les encantó la isla debido a su “gente maravillosa”. 

Doctora Linnea Veinotte


Sylvan McIntyre, superintendente asistente de la Policía Real de Granada, declaró: “La familia está destrozada. Granada es un lugar seguro”. La doctora fue vista por última vez el domingo 6 de diciembre. Salió de la casa a las 8 de la mañana con el perro de la familia, Nico, a cuestas. Solía ir a correr alrededor de una comunidad residencial bien conocida. Sin embargo, algunos residentes afirman haber escuchado chirridos de neumáticos y un fuerte golpe. Su perro se descubrió sangrando en el lugar.


McIntyre, quien ha sido oficial durante 31 años, dice que nunca ha visto un caso como este. “Normalmente, en esta pequeña isla de 110.000 habitantes, las personas no desaparecen”. – See more at: http://www.selectanews.com/2015/12/asesinan-tres-investigadores-del-cancer.html#sthash.EyhMrj2O.dpuf